LiteraturaReseña

El banquete celestial – Donald Ray Pollock

posted by Cesc Guimerà 24 mayo, 2017 1 Comment

El banquete celestial

Héroe de los bajos fondos literarios, Donald Ray Pollock, nacido en Knockemstiff (Ohio, el 1954), regresó en 2016 con El Banquete Celestial (The Heavenly Table), el mismo año en el que aquella América profunda y decrépita en la que El Gran Sueño ni existió ni existirá, la América que da forma a sus historias, se hizo con el poder.

A diferencia del Glanbeigh de Colin Barret, Knockemstiff existe. En su hondonada natal en medio de ninguna parte, o sea Ohio, Pollock dio vida a los primeros personajes, ilustres parias, que llenaban de estigmas, odio, rabia, racismo y crueldad de los dieciocho relatos que formaron Knockemstiff, su debut en 2008 (Libros del Silencio, 2011). “El gran libro de la white trash americana”, lo catalogaron. Y con motivo.

Aquí, en su segunda novela, la historia transcurre en 1917 alrededor de los hermanos los Jewett –Cane, Cob y Chimney–, delincuentes de poca monta, unos Dalton, con cartel de criminales desalmados en pleno viaje hacia Meade, al sur de Ohio. La ristra de individuos del imaginario de Pollock, mientras lo mejor de cada casa sobrevive alistándose para luchar en la Gran Guerra en un lugar llamado Europa, incluye a Jasper Cone, el honorable inspector de letrinas, a Sugar, el negro al que todas le van mal dadas, Vincent Bovard, un militar por salir del armario o Pollard, el tabernero con instintos psicópatas.

Cruentas pero llenas de humor, violentas y con un derroche de realismo, los acérrimos de Pollock saben que en sus historias hay mucho de Cormac McCarthy, Edward Bunker, Harry Crews, Nelson Algren o Malcolm Braly. Fraguadas en el hastío, la apatía y la ira cultivadas en aquella fábrica de papel que no dejó hasta superados los cincuenta, situada en aquel culo del mundo que si alguien sitúa en el mapa es gracias a LeBron James.

La edición por parte de Random House de El Banquete Celestial, segunda novela de Pollock después de El Diablo a Todas Horas (2011, Libros del Silencio, 2012), ha venido acompañada de la celebrada de la reedición de Knockemstiff. Un tesoro y una pieza de coleccionismo para los que posean el original de Libros del Silencio. En la red alcanza los 200 euros. Yo no me lo vendo.

marco 75

 

Blog Widget by LinkWithin


1 Comment

Donald Ray Pollock – El Banquete Celestial – Biff, Bang, Pow! 21 junio, 2017 at 15:16

[…] La reseña completa en El Destilador Cultural. […]

Reply

Leave a Comment