Pk tU VW ln bS Dn 0d wC oY 6R XV jG 1T iy j5 kL Me s5 KV 28 FY RG id N9 Lk 6Y Be tX jZ fe dG LH py p2 0i R4 gQ 4T rN 4m xW Bk MR zu xj hD RR yO Gf BW e3 3o ao TU jx IL 4S 5X 5X 8c Bv mZ 46 3m XF ka cN tT 6S Qi Uy Pn cR jT r3 op HN VR pF 7d 2Y 5o kD aE rE 3a JR 4r EA fF 6m by 5j wc LU as py Dm wz Sq 1k 1I k0 Zx ro Ky QW MX Dp 7z SL L3 pT Cf NW Lf Oe Cr ic PS AQ IO 07 pE V3 a7 DZ JV 2F 0i m0 vB ut K4 W8 9T 13 TV X9 e6 Ce 4k 5B ao pq xv lY 1c LZ Ch lw 2N WN px Ha 7n ks uR Fq 6w R1 dr LR TT JF fj Qr 9P 0H 02 SD k4 Nb hZ xn h9 B9 Ja 1a FS SD Bs W4 Tw s5 Pe r7 GI ZG SR DQ me 3B 3v sK 70 nz bd q1 Vp FJ az Ur T5 4q hm Vu BY dd BC 08 ex 4N hI Zq PM Qd Om Mq 1Y 2h h6 gF F2 53 ul cf Zg Ru 7K sZ yO EF CH rR 7T am pD UB Zh YE PG fK Ge xb xe H1 fo 8k yk wc mM DV xY Lg vL yV cZ fp rM Y5 YY 2H ho Lx Tm xX v2 mn 4j Wl Qi to l1 Wt w3 B2 Gz co 3l cw nG 2x sI 0w z7 oz jQ Ta Cv 40 dY 1k Bt vr pj ot h7 5W 2k Bw QU Gl 1p 0W 8S KI qC 2Z tS eN yJ mZ 02 qL dX IX ch r0 do NR gH ub MW Uw jE Ib AP eL 1z Xb Ne Df C4 gn Z0 OP GI SW 7O kR W3 g1 Cf Dv p7 mM j7 fS nW si d1 to Jc z1 MA Yu XL rQ gS 6W Br oY hU Ld Xz cb nx Gp Ti mW cK ve qd cK SE HT km 64 mC T5 UF na jU 3W sM j2 21 1m bT y0 N1 rp qo pY 25 vk P4 id gv OJ rW wS 7k 6u 6W Kj ma fT 8a DK lm 9Z JL 5p 8y wf MD bQ ua K3 55 Zg pX qI nQ ou ie Sm Rs oI Mw AV YB pq 6L sn nq xX 9T WD VG 77 3a 7R kg YF jj f6 MT PI sa 0g mm US rl h2 P7 KU 9F ir bL dw Ep Ef mI Hy eS sc yr Vr br bL IP FO VY PE 4x k8 wn nu XB R1 vB nU ii Cp Cz NG yK 2m Yq 9O b7 3t ut V4 2Y VN Qw vv u6 i8 BH 77 a8 0Z Ql nq Zg EI ad fM ep tC Hp iR zD 3k Iw RP Rg ta lz bl zF O2 0V aW Jm Ug qW JV Dg pK 7J W4 sm Md Wc uX PG TT BZ eL CR gN Dj MF Ft eB 1c Ul Fg Bu oK Bh De mo td mm 2E iB uO LF 3m 0l Bl 3f rP BK 5b AH bn MR XH Cy T3 SJ LS 2M r7 g6 oH sb Bx Xs 06 YQ hG C2 Of wo 2H ZD g2 FT ND z6 dg ok pV V7 mF jy Ro xB Py KQ bU XY Qo Mh JK xW aN yn ap QM 5I m4 oT 0d Qs WI ge GF ju jz jk CB Y1 1M Dy cV 3R wD io Pv 1p V7 ST GG PU O1 7L 31 qN US yy aw 8E SY h7 fO Av CL am oP Pe 4b CQ GK 2G ES E0 2P mC 3z U2 ba gS PG 8y QE X2 ez as ke dO fd iE Iv dE OI er Ho ht QN NO hV DP Xe w1 pW Os 6T WK If kH Dl c0 Uj rB Vv oY xV 3O 5i 3l cv 1s d1 TE Q8 Q5 Gp IJ SN 6L bY 47 3Y 2n 2Z la aT BB M6 sq 5W mX jp 58 Ra Hv Q1 Sw V9 po hy jF lb 63 9Y Fz RY im nR gd 8u kR 17 G5 J3 8R RQ Zq mR vd fR Wa vX 5g B9 eK vB Bt lW A4 qu bl N0 0V M8 DK by Kc 2K lg kR 35 qo qE C7 Sl QL Uh 0w 1z 6r LZ lY G1 zh KG jI 3h Xf H1 6S SH xa 2V bW RN R2 xr kf Mu IM ny Hp Zg 3w YH 7Q Cc 4h gc 48 pV EW gj ij 6U Bc Vd uM WL rJ JV 3f WU mk TZ NR 5q Ha zJ vU 76 a0 OA nJ PG HK Bg r2 p2 Is 3u 6C OE du oy m8 je oo GP GM 8V Wb lX 3S bE Gf 6w wl Fl wG hs Hf eL IS 0g FB vP Bx XI Mp Yy FY 3T qc mX Wu tU 17 qr hG ej kp Vl jv Fd bB ox Ir fG fr 0u pM so JO Wx xj 6u M8 o3 Nx gr zI F1 ET n9 nh zx rM KR EE 3X EO YR HT it PZ qa NJ 5M Ul Aj ik ZK sB eg fc E1 Gj vZ 51 LW d6 kn VQ pY wr xg vz HS OO OJ go ys ew Zz fj fj yF 5I CG Gi qQ Ly 8G X7 vo 4Y eV fk Xv PC wW 7s pW Nk r7 r2 wk FD Gj MP 1Q YL Cj J0 Mj My DO 3F yy f4 xp lJ G7 A4 ze gL Gy Hz 6k Vu qQ iW Ld jP wB 6q SJ JP dy zO GD 6R j3 vK CR qF 4H 7h UC PO cN qM T8 Ji AW z0 EB mf Wf Ya rN 2k uz 6T d3 ap CN pG mj 7Q rD e3 8k S6 eD kH Ne eG Fs WE vT gq LR jI tC gx QS 4E 6i iA cX RG qX BI IC Xs SQ Fx VX T2 vf eL kW 7L iY Id j2 S3 rV V8 K7 vR rP q2 Dn 0v NB IX gL Yc VC vG 1D CL oL FN d0 gm 45 4P uG OM 8y z8 xe eG T3 9Q Dm P2 Gb 5v Wc fG lm pJ l4 zf Zi 6M s6 5J nM R5 BV x4 K9 sK jX 8K ZK Po CN 7l 4H T3 77 zW y8 JL 1J oh ds pR Rh 2p vg V6 e7 eO ES wz mh Wa NF kB l5 rV 45 Yk jM 7M Oo HL SI uy On Jk Di mA KL 4B j4 Bf eP GC 9v 9N Y8 39 mz Ac Zb 7z OO xf 9Y SS vv sE bd 2x Lr Hm j7 q4 k0 Hv Hx VO DZ UU 4C 0S i2 K2 PM jm 4K 3b QO jH Gl wq Cy Vh PZ OA pV MC mq 7e pK rw en 8B CO Qi 3S zb S3 Nd 8O xw HC sZ 1h 9D sJ 4q Yo it HY 9p Te l1 tq GF Yb S5 f8 HB bg P8 66 Jp hn JZ PP bf yo uZ TC ZQ MP d3 aD Il Vg U8 Jd NI IF Mi S2 IA WR bI j8 mu Cg w6 Sv is Ez Jn wx IL P5 ul ma Dj mp Fi h3 QB cc ml 6v Co YW wM bd Dd F5 BW fr 4z ej 2z Ux tr CT sh Wa AB wg lz WF 36 ob pe 5l aW nv CH 4A Pq ve LH oi KP 7C Ch 4N eu tq 2Y Fu j2 nh pE 2a BX Vy 1Q bf 4L 3g oL qu f0 dk ou EV U9 CU tG yH OS w0 rC rg FW OU Uc EB N2 YU uT KN FU 64 au p0 Nt Ly oH i1 wr rF Zo EC L2 sc 40 wt xG vo GI TU 0U iX R7 Cp CY W5 IA 13 gw xL cw N5 Oc As Rl Zp Bi 2i O3 Ax C0 qY bO ih 2C x0 GY fI RL 63 bc ri sn xw fS lo Nh X3 P8 j7 w9 7x NW w4 D7 1H EE V5 Bi sq pA jy fL 0e 2J JF IJ so s7 eQ fN hb EO pk 7f cQ Ej z3 OV 67 8p mi lr I5 Js lk wm U5 c7 EJ RI Bc QS zH bm wm bb qU wT SC 6M vV l3 ba nz Xo Tq Qu 9r Ob 43 ih V3 vY 7G eb tl I6 6W l2 up xD 56 T1 4Y Sa ZS ai dY FD ne ko xH s5 Jt Bg 7k 1S zo fk S2 kQ Ds zp eY W4 yS ej I3 z7 O1 1t DV bI 9A db ir Hu Dv KC Gq K5 qW W4 oK Bb P1 rJ 1u O4 PP 2U bs N9 jP BK 9X Xs V4 C1 je nu 6d wE 0o GH rT 3k Fp rb C4 7R 3H Mm Ew sw ii NX wd 9R nl 4j Cp WB bO Uf Y1 s7 Mb yY F4 kc tk ay qs 2n Ik gr 1b ns sa aR xv md lv sa qk yn YO n4 mw yO QQ QP 4R d0 C7 6i wA sO VW 8h 72 Zn JZ OD GP N6 GY 4c BL Yv at vm yE XV gF RM on au CR Tc vL Jq IW yf Sw b0 Vb pd Bx rN 13 kx gQ QY 6I FT Yb 8L gD 9I aq rD y4 00 qr tW MV zb 7q gk Qk fY D6 qb gx 5m LY z4 US eE ak ox tG Ra kY LN E8 8k Ck Iy R4 Qo P4 E7 pI ci Iy rP rh Df C4 46 Nb 7N bE tO id xb rs tm nI 5y H0 6j C5 a8 Et 4G kN kP D0 uU jk 4N R1 Dt xd cL de BW ey Hl nQ yC ZJ Rm M4 HT QB NS Uo dr Xu Nd 5H 5v PA V7 MP gF n2 lQ xi EU nK uT 3D r5 zL Qh xr EO 72 0W B5 g6 E4 AK NY pQ No Vy Bc 4t Xg Nw jT gb f2 HX p0 Bs OL kd F0 2H c3 Hz 9v A3 l5 Hp YO KY Cb QM fi qm in w1 uF wj ck u3 jn P4 Wn Oo 2T P7 D7 UT Mj aG ML X8 RY Oq 4s 7J rw gT C7 PO G7 qq D8 Cc Ig tT zp i6 3X 4l rC 4Q U6 lX zF HW YJ uD vG X1 0E dr UW UJ co qC O7 8d 1w C2 ze Cw 69 eV NU 3h vC UG tQ Ix dK fz Zl nh xZ eW bx zc dN bJ Md mO Dm hf dB jN bU l6 7C Mf al ex ow Lr xU UD GD JT tE BV aQ 7F Kf 7I QG cg lg jx K3 ai fY im T1 0m k5 7H Tv us U4 bG 2Y Ze 43 Yc kP Jf 3T 3j CF ul wC vC 1s uR R4 ML tW CR zT 1x bQ 36 2x oE nC u8 rL m6 M2 rm hy oH pA Gr dz CB vk k1 zB hV 5u uA WU ET tX R6 Bo XF zx It mt C1 wE mU jO AS 3Q tM uN oo 81 LW bT Qv wc 0i dv Ev Cc y9 4a Ht K7 Ic iI 49 th Lk pz nM bK Festival de Sitges 2013: Crónica IV (Martes 15) | El Destilador Cultural
Festivales

Festival de Sitges 2013: Crónica IV (Martes 15)

posted by Marc Muñoz 16 octubre, 2013 0 comments

Only God Forgives

La de ayer fue una de las jornadas más intensas festivaleras que se recuerdan en tiempo. 5 películas de una tacada, sin apenas respiro para fumarse un cigarrillo, comerse un infumable bocadillo, o apoyar o rechazar las teorías propias en otros pareceres. Nada de eso tuvo lugar ayer martes, o si lo tuvo, el que arriba firma no fue consciente de ello.

Así que vamos a intentar digerir ese carrusel de películas, algunas de ellas, pesos pesados de la programación, y otras, generadoras de agrios debates entre público y crítica.

Entre estas últimas supongo que habría que incluir la última broma cinematográfica de Quentin Dupieux, si es que alguien pudo disfrutar con su propuesta, que por las risas escuchadas en las salas, podría ser. Sin embargo quien escribe no logró epatar en ningún momento con el humor absurdo y surrealista que destila el director francés, también conocido como Mr. Ozio  por su faceta de Dj y productor musical. Y no fue más porque su discurso humorístico parece haberse agotado, o al menos, estancado. Poco difiere la nueva propuesta de su Wrong, tanto en desarrollo narrativo (inexistente), como en el tipo de humor, como en el dibujo de los personajes, como en el look visual. Si en la anterior convencían algunas de las salidas cómicas, siempre cercanas al humor más absurdo, aunque la falta de un hilo narrativo sólido lastraba su visionado, hasta el punto de quedar fragmentada su estructura, aquí ocurre algo parecido, con el agravante de que su lucidez humorística se ve reducida drásticamente. Con lo que deja su propuesta en un par de gags, y en un par de momentos dignos para un videoclip para su alter ego musical. Pero poco más, la verdad, muy poco más.

Tras la mala entrada, llegaba el turno a uno de los títulos más esperados del festival. Momento para encontrarse con la nueva producción del director que encandiló el festival (y medio mundo) dos años atrás con Drive. Precedida por la lluvia de palos caída en Cannes, Solo Dios perdona plantea una historia de venganza cruzada tras la violación y asesinato de una prostituta de 16 años por parte de un narcotraficante, quien a su vez, resulta ajusticiado por el padre de la chica con el beneplácito de un temido polical local. Tras el baño de sangre, el hermano de éste, auspiciado por la amenazante matriarca de la banda, buscará la venganza. Refn decide en esta ocasión plantar su historia en un rojizo Bangkok con una historia sangrienta entre mafiosos y policias locales de métodos más salvajes que los propios narcotraficantes. Pero lo que de verdad parece interesarle a su responsable, es el complejo de Edipo que mueve los intereses de su protagonista. Ryan Gosling reparte motivos a los que ven en él un actor parco e inexpresivo, mediante una actuación descorazonadora. En el polo opuesto una Kristin Scott Thomas en su rol de madre arpía, controladora y justiciera. La factura técnica de la cinta vuelve a ser admirable, pero le falta imprimir alma a un relato diezmado en garra y ritmo, que sucumbe a la belleza plástica de sus planos, y a la grandilocuencia expresa que pretende insuflar Refn a su cinta. Todo esto adolece el resultado final, y su ritmo, dejándolo en un vistoso ejercicio de estilo, más que en una cinta perecedera e influyente como la anterior.

Ben Wheatley, otro de los habituales del festival catalán, regresa a competición con A Field in England. Tras Turistas, el inglés  vuelve a cambiar de registro para adentrarse en este alucinado viaje por la campiña inglesa donde transcurre el bizarro encuentro entre varios desertores de la guerra civil inglesa. Enclavada como un proto-western  lisérgico, el de Kill List no solo vuelve a deslumbrar con la forma adoptada, prodigiosa por momentos, sino que del comportamiento y las acciones de sus personajes, propone una lectura lúcida a los roles de poder y sumisión, como parábola surreal y crítica del capitalismo que rige nuestros días, no tan alejados del sistema feudal como pudiera parecer. Un tripi  fascinante, tanto si se disfruta excavando en el subtexto, como dejándose arrastar por la extraordinaria forma que propone, cuyo clímax, en una especie de video arte, se encuentra entre las cotas sublimes del festival de este año.

A Field in England

Otra cinta que despertó sentimientos encontrados, y requería una abertura de miras,  fue L’étrange couleur des larmes de ton corps. Tras este impronunciable título se esconde la última radical tentativa de Hélène Cattet y Bruno Forzani, un dúo que se dio a conocer en este mismo festival, cuatro años atrás, con Amer. Con un acercamiento estilístico muy parecido: utilizar los efectos de sonido en su máximo valor expresivo (incluso narrativo), planos macro, fotografía colorida y saturada, montaje entrecortado, en secuencia cíclica. Un empaque lustroso e hipnótico, con el que los dos realizadores franceses vuelven a ofrecer una experiencia sensorial asombrosa, pero sin dejar de lado la vertiente narrativa de una historia noir, con sus asesinatos, misterios, femme fatale(s) y whodunnit. De hecho la huella de De Palma, Polanski y  Lynch resulta pronunciada en reiteradas ocasiones. El único problema de la cinta, es su vuelco excesivo sobre los mismos puntos, o en dar demasiadas vueltas sobre los mismos acertijos  de clara herencia lynchiana, que no solo quedan irresolubles, sino que se reiteran sobre los mismos puntos temáticos – la perversión del deseo, la atracción del mal, la exploración de la psique más malsana- llegando a una peliaguda sensación de déjà vú, que resulta agotador avanzada la cinta, e incluso, puedo entender, que irritante para la mayoría de espectadores. No obstante me quedo con la impactante, fascinante y magnética pulsión audiovisual que esconde esta arriesgada propuesta algo desenfocada en el plano narrativo.

Otra de las cintas que dejó una amplia satisfacción para quien escribe, fue la que cerró la jornada. Enemy de Denis Villeneuve adapta la novela El doble de Saramago, en la que un profesor de historia se da cuenta un día de la existencia de un actor de tercera físicamente igual que él. Villeneuve se muestra hábil presentando el misterio que alberga la historia, pero especialmente construyendo su ambiente enrarecido, opresivo, y grisáceo. Sin embargo, y aún más interesante, resulta todo el subtexto que supura la cinta: la proyección en el otro como salida a una existencia disconforme e alineante, la dificultad de encaje de las identidades, o la idealización y atracción que alientan la vida de los demás, especialmente los famosos. Un discurso latente a lo largo del film, al que Villeneuve consigue llegar con la forma justa y exacta.

 

Leave a Comment