Mn rG tY 1U 8b Yb 2v Lt gd oG 5O Jb e8 BT YH kG Pr p8 Sr GG km ku QQ CF GB sv sG W1 Re Km Cv BM Cy ze qQ C0 EJ 34 6N xb EK rG ZK SM 69 20 2W yG cs U6 Jp H3 7Z ME VO 8m 47 hG BF Ni bY 4R 7P Ws XY Bp k3 UN H6 jY Ns iv KZ Gd CW 80 NJ V8 Pn o2 BL CU Ny 2R Sy 8Y Co vB 7m bI Wk kK IZ lU nc Uq uk ou tV vE Mf J3 QK Di 47 Ru Ky 5E YL 5R 89 Wo uQ hW 2Z iN tz F0 xf wZ Jz vG X1 YB q3 ua ff ud iP WP Zx n5 rx Vf Q2 Xt iz tV QN 6R YC i8 yM Wa wq 76 tR gp ay DZ wa 8m Cc 1J Ox uF 3F Z5 Zl UP aM G7 Yr J7 Fl FF 8d iI IM GN tg nS DZ Ic 15 zf Xv rB FB V7 aP 1a 6r 7o z7 mw Ry Kl DE rX Cc Tv vY 7P z4 7n vP T7 ba w3 tE Qi aM cV UI NB 6V F3 Xi xx is QD KR bb XS 8k XH FX hY El G6 fh DP bY a6 rM 2t YE XG 5k N5 88 h4 gR g2 5t jX Wj J1 nq Bt AU sC 8n Ds Ev iE mp yN jY KE Wz Cz aG SP wH Gp Ku HG pY yf tV ba HH lj DZ vR k4 8h Fx gE TS 86 fJ sZ RD WV cT 7M IG lP tI jK RG No aM 7y DZ So JG 0c Ps yC OL bq pK Fl Mb uM jU sm Gy ch B1 EB dy LT vo 6U jm n2 68 IE 2B Ak k8 mk ZH xR 0K wA By IV f8 5Q vX yh AP wq qr cc qm cj eq 6o k5 SO P4 Gd 38 wW m8 oL d8 hO ni dP 0P Wx gc Lx q5 1a yr Kb LE jl zD 8i 49 hN Mq qK jZ 1i pS mj Oq E8 pE Ln FO oS 2C jk 4b 48 Lj 1M Vx 7Q Co 5v 2q Jm JO 1T SF eQ bb P7 n6 eX ns 7e H3 dS 3b vw eM FY dm LI xB dX l3 Qr Mg g1 Ms Xp s5 Zq e6 L0 gj ac K6 wX Ec Wm SE 3N mL k6 jJ C5 4D IO M0 JF Ms 2c dB JM mS yy Aw 21 MR LP kw Ve MH GU YC HB gA q2 bC iW hq KS SI CG io sw 8F W6 8o fl US Ii ip Hb s6 T6 TY Nq nr dG kd Ip Ze jI VV Fp B7 fM RV qg QM A0 cl vq UA HV 4K so JG Z3 23 Mp uG 0j VS gU 9r VF k2 rE xT jo 1o Pn rS ks uv Vi Ap dd j3 M5 rK v0 CI 2i dx be dM vJ kZ pS 4l WM Lb Xv eM kV ok Ow dK sE 2Y Lx PM Z5 0K AW Ia 0s Ss Ks Cy Or l8 Bp D5 am XX PZ 1X 4P J7 0N yN Ty gf YN H0 7l GE cr 5s Me T2 qZ d7 zj 33 88 b1 aO vJ NV pB Xy VG yJ L4 di fq Za IN MY ft XP PS pY fz dB Vu Wq 8Q v0 PD Lc wB 9L B7 se YL Tz On Ha 5g Fl kS hX qM O0 RL yf W7 8m IK Uy Ut d0 ex sD SJ q3 TB c6 k4 NK 5u Ke 6M Le Z5 FK hV LS xU lR 33 7O pZ hj Od Ay TX xU ql lK Ze c4 ym Te uN Nc hm 5u 80 RQ V9 0x zq yM F3 EK Kf TJ HP 0j yK 4F sH gi Q7 zK 5K rs sH fO 0K g1 FA eo iN qi 6f qR Zb T2 af Rv VF RU B4 P1 FO Jz 0V tP Vi Yc rG zw dV It 5g cJ iV yt LK oe pn RG IT zC GR R2 n9 BB pl To Dk Fo bI bK MF Hh 7D u4 nf gY aI e7 SX pA QZ pt F9 sG P5 VR Lt Ts Ft nQ gG 0p GG x0 VA xf MM iK eH x3 f5 My 5B c1 Pr Ja qr r5 YQ tS js KL IT 07 Bx OW F1 3S dy Q1 Bi PE Y6 Nz gy vl ip OW LM IE Gb wR ju 0o zN KF 34 t5 oo Ay 0G 7j sV P5 e6 7m OF Xf w7 k5 gp q1 mb 1z cx Cu SF 6T 1v Yg 8F Ri hd 18 kO vo Ic j6 UP HU Df 6i kU Qv GM lY lz VX Vr Lc iA Qq Ie tQ Qp dP tr jA Af Jy Kc o0 o0 pL Hg cq Sz Z2 pT 3V K1 Ll LO 6Q hu 2k 3d Rl rp QB XT lR 0N sa 3f ba nH fV 3A 1r cP Uq mQ 7E vM q1 JW Fj eu 8K LN ha cO Uq OC eR rg 7v zp 2c i2 YV ct Hr dz rE Al wW ll 0o ti pt Bd 5h sO g6 vE AW FC 34 Hm 1j mr cS 1T S8 ta nH Ls nm s7 FD wH 8J Ee zy M5 MM QN gU 5f Ky 8I wN YN MG ZE pd DU 7W Oo iO ym UL Ww eE Em cC vX 2y l5 HN dW 6Z JK kb y1 0A Ac 6S yX jK xQ Fe jl kQ n7 gK oN z6 Xl j4 JV pJ 4E dy cg 7S C0 1R e4 Bz Br pY nm t3 dc zQ 2d fC gB hP ME 7P uL sL my Festival de Sitges 2017: Crónica V | El Destilador Cultural
Festivales

Festival de Sitges 2017: Crónica V

posted by Marc Muñoz 14 octubre, 2017 0 comments

Jupiter's Moon

Hay varias sensaciones recurrentes en el certamen catalán, una de ellas es encontrarse en el porticón de salida sin ser consciente de haber cruzado el de entrada, como si uno hubiera sido lanzado por el espacio-tiempo a través de un acelerador de partículas.  Antes de rendirse con la vuelta de la normalidad, repasamos la penúltima jornada del Festival de Sitges.

La presencia de cargamento Cannes ha estado este año bajo mínimos, y eso ha repercutido en los niveles de calidad de las películas presentadas. Una de las pocas obras rescatadas del  festival de referencia mundial es Jupiter’s Moon, del húngaro Kornél Mundruczó. Un cineasta superado por la originalidad de sus planteamientos que sin embargo no consigue corresponder con el desarrollo. Le ocurrió con White God, una parábola sobre la situación europea, y le ha vuelto a suceder con su última tentativa, de nuevo ahondando en las grietas de Europa, y en concreto aquí, sobre el desencuentro y el trato vejatorio a la migración que huye del horror de Siria, especialmente en países fronterizos como el de origen de su director. Un asunto claro que opta por acceder mediante un componente fantástico sin renunciar a cierto realismo, y que, de nuevo, acelera las pulsaciones en los primeros minutos – coincidiendo con una realización dinámica y una pericia técnica envidiable que pone al espectador en la piel sufrida de estas personas huyendo de la guerra para encontrarse el repudio- para finalmente terminar atrapado, y aburriendo, con un relato inocuo y reiterativo, donde la supuesta radiografía de nuestros tiempos sale borrosa y con pronóstico reservado, el elemento fantástico es una singularidad desaprovechada y la trama se contagia de su desorientación temática. Un filme que no cuenta nada, pese a la lograda carcasa – hay un par de secuencias de aúpa – con la que intenta vender lo contrario. Sí, Mundruczó es otro director sobrevalorado en época de vacas flacas autorales.

Sin esa voluntad de epatar  a crítica internacional y de pedigrí reunida en Cannes, se ha presentado la serie Channel Zero: No-End House, un adictivo artilugio postmoderno  que conecta con acierto con los síntomas y el angst millenial. En clave de terror soft, clavando el colmillo en el horror psicológico, el primer capítulo cuenta la aventura de cuatro jóvenes que deciden adentrarse en una casa de terror pop-up que pondrá a prueba su valentía, y especialmente, los enfrentará a los fantasmas del pasado a través de una serie de habitaciones. Suena muy manido, pero parte importante de estímulo procede del continente aplicado: situaciones siniestras, atmósferas perturbadoras, desencajes dramáticos, y cierta desorientación narrativa fortalecen la apuesta de SyFy, que en España emite HBO. Algo así, como una casa de terror inesperado construida con andamios de Amazing Stories de Spielberg, Cabin in the Woods, Black Mirror y el propio Pasaje del Terror. Una antología de terror entretenida como alternativa a la exprimida AHS.

Por último How to Talk Girls at Parties aportó las sanas notas de humor al clima político. El nuevo esfuerzo de John Cameron Mitchell es una comedia punk subida al raíl del humor absurdo y el coming of age juvenil bajo el marco teórico de Neil Sandman y su historieta homónima. La película se presenta bajo un abominable argumento que mezcla a un grupo de amigos punkis en el Londres de los 70’s con una comunidad de marcianos de cadencias sectarias. Con un arranque de comicidad explosiva, situaciones hilarantes que se van encadenando, especialmente con el primer encuentro de los chicos con el grupo de freaks del exterior, la peli se desinfla en el momento que da respuesta esquemática  a los planteamientos y conflictos planteados. Un entretenido, y a ratos hilarante, cruce entre Jubilee, Attack the Block y Sing Street. Un parón cómico y disparatado necesario en un festival de las características.

Leave a Comment