CineLong drinks

Las 19 (+3) esperanzas cinematográficas para 2019

posted by Marc Muñoz 9 enero, 2019 0 comments

Sin apenas un segundo de respiro, nos enfrascamos con esas listas que anticipan las señales estimulantes de los próximos doce meses. Y como ya es imperativo en esta destilería, lo hacemos con una avanzadilla de esas películas que congregaran el fervor cinéfilo en las fechas clave de la cartelera venidera.

Una lista donde descartamos las películas de estreno próximo y/o ya vistas (Glass, La casa de Jack, La favorita, Nuestro tiempo, High Life), estrenos con aspiraciones firmes en los próximos Oscar y producciones españolas (que ya trataremos exclusivamente en próximas entregas).

Así, nuestra selección se compone con los proyectos de las voces más personales y autorizadas a uno y otro lado del Atlántico (y del Pacífico) con las que mantener la esperanza e ilusión con esta materia infinita que es el cine.

Sin más dilación, estas son las películas más esperadas por esta destilería.

Largo viaje hacia la noche – Bi Gan

Fecha de estreno: 12 de marzo de 2018

Largo viaje hacia la noche

Ya solo por el inmenso trailer que nos regaló hace unas semanas merecía su inclusión automática en esta lista, pero es que, además, estamos ante el éxito inesperado de la taquilla china, una de las obras más loadas del pasado Certain Regard, y, en definitiva, ante el nuevo trabajo de una de las miradas más puntales de la cinematografía china. Una hipnosis captada a través de una atmósfera apoyada en las distinguidas lentes de Wong Kar Wai y Hou Hsiao-Hsien. El cine asiático necesita recuperar el brío de antaño, y, esta obra ambientada en Kaili, podría traerlo de vuelta en todo su esplendor.

Toy Story 4 – Josh Cooley

Fecha de estreno: 21 de junio

Toy Story 4

La única secuela que parece en esta lista corresponde a la trilogía más irrebatible del cine de animación en 3D. Si bien Toy Story 3  fue el cierre de oro a la cúspide emotiva que ha significado para toda una generación de jóvenes y (especialmente) adultos la saga de Pixar, hasta el punto que lo pertinente parecía no remover la excelencia, también es cierto que la factoría de animación ha demostrado a lo largo de su trayectoria ser capaz de derrumbar suposiciones, conjeturas y leyes no escritas. Es difícil imaginar el mismo grado de brillantez que en las anteriores entregas, pero que la dirija el co-guionista de Del revés supone acercarla un poco más a ese propósito inimaginable. Un estreno que sonreirá el verano de 2019.

Joker – Todd Phillips

Fecha de estreno: 4 de octubre

Joker

Los veteranos de estos lares conoceréis la no predilección de quien escribe por las aventuras de superhéroes, las franquicias sobreexplotadas y demases, sin embargo, resulta difícil apartar la mirada al influjo magnético de un proyecto como el Joker, capitaneado por uno de los talentos actorales más impepinables del momento, Joaquin Phoenix. El de En la cuerda floja interpreta al icónico villano de DC en el Nueva York de los 80, cuando un actor de stand up comedy fracasado abraza el camino del crimen hasta convertirse en la peor pesadilla de Batman. Un proyecto que había pasado por las manos del versátil Martin Scorsese y que ahora incumbe a Todd Phillips (Resacón en Las Vegas). Veremos como responde en calidad este blockbuster que amenaza con pulverizar la taquilla de otoño.

The True Story of The Kelly Gang – Justin Kurzel

True History of the Kelly Gang

Los adoradores de El asesinato de Jesse James por el cobarde Robert Ford tienen en The True Story of The Kelly Gang una claraboya bastante benefactora. Especialmente conociendo que detrás se encuentra Justin Kurzel (Macbeth y The Snowtown). Un tipo a quien no le tiembla el pulso a la hora de adentrarse en relatos criminales brutos. Será el caso de este film basado en la historia real del forajido más legendario de Australia. Una obra basada en la novela de Pete Carey ganadora del Booker Prize  que será llevada a la gran pantalla con la ayuda de George Mackay, Russell Crowe, Nicholas Hoult, Charlie Hunnam en sus filas actorales.

The Devil All The Time – Antonio Campos

The Devil all the time

Los entusiastas con la referencia de arriba podrían tener su nirvana cinematográfico de 2019 con el siguiente proyecto. Una incursión a los bajos fondos de la América profunda a través de uno de sus exploradores más bestiales y capacitados, el novelista Donald Ray Pollock. The Devil All The Time se basa en su novela homónima para construir un relato ambientado en las profundidades de Ohio donde un hombre intentará salvar a su mujer en un pueblo habitado por serial killers, sheriff corruptos y religiosos perdiendo su fe. Por si resultara poco, se responsabiliza del asunto Antonio Campos, el más activo de la tripleta fundadora de Borderline Films y respetado director tras estampar su firma en Simon Killer y Christine (últimamente se lo ha visto dirigiendo algunos episodios de The Sinner). Redondea uno de los proyectos más salvajemente esperados de la temporada un reparto de altura compuesto por Chris Evans, Tom Holland, Robert Pattinson, Mia Wasikowska y Mia Goth.

Babak Anvari Project – Babak Anvari

Babak Anvari

Aunque sea el nombre menos (re)conocido de la lista, su desconocimiento ante el gran público no merma la calidad cinematográfica expuesta en su debut. Un Under the Shadows que sorprendió a los pocos que la cazamos en el Festival de Sitges y que terminó coronándose como una de las obras más valiosas de ese año. Un acercamiento al género de terror genuino y atrevido que, a su vez, cohabitaba con el drama doméstico, y que, a la postre, se revelaba como una acerada y atinada parábola sobre el papel de la mujer en la sociedad iraní posrevolución. Una rotunda carta de presentación que este año tendrá una nueva entrega con un proyecto que lo traslada a los Estados Unidos para seguir la pista de un barman cuya vida sufre un tremendo vuelco cuando llega a sus manos un móvil extraviado. Aventura auspiciada por Annapurna y que cuenta con Armie Hammer y Dakota Johnson como dupla protagonista.

The Nest – Sean Durkin

Pese a firmar uno de los debuts más brillantes y absorbentes de la década presente (Martha, Marcy, May Marlene), Sean Durkin se ha mantenido algo disperso en su trabajo como director más allá de su implicación en la excelente miniserie inglesa Southcliffe. Algo que sin duda cambiará este año con la llegada de The Nest. Una obra que cubre el malestar que aflige a una familia cuando su cabeza de familia, un emprendedor norteamericano, decide que deben mudarse a una vieja mansión de la Gran Bretaña. Jude Law y Carrie Coon protagonizan este drama familiar ¿con derivaciones psicológicas inesperadas como las de su anterior obra? Es una duda que esperamos despejar en las próximas semanas o meses.

The Lighthouse – Robert Eggers

Otro brillante debut que sacudió las plateas hace cosa de cuatro años (maldita sea cómo pasa el tiempo) fue La Bruja. Este 2019, su director Robert Eggers, buscará reafirmarse con The Lighthouse. Un relato ubicado en el Maine de 1890 que pone el foco en unos fareros (interpretados por dos seguros de vida de la interpretación:  Willem Dafoe y Robert Pattinson) que entran en contacto con extrañas criaturas que salen del mar. A priori su argumento parece una copia de La pell freda de Albert Sánchez Piñol, ya llevada al cine por Xavier Gens, pero por el reparto involucrado y las buenas prácticas de Eggers en el terreno del terror demostradas en su ópera prima, merece un voto de confianza.

Bergman Island/Maya – Mia Hansen-Løve

Maya

Mientras aún esperamos la llegada por estos lares de la incursión de Hansen-Løve por la India y su romanticismo exótico (al parecer Golem estrenará Maya en primavera), avistamos en el horizonte más cercano otro largometraje de esta prolífica realizadora que sin duda activa, con su mera sinopsis, las papilas gustativas. Bergman Island se erige como un relato alrededor del cine al plantear la llegada de una pareja de guionistas a la isla de Faro – donde vivió el legendario Ingmar Bergman- con la intención de trabajar en su siguiente proyecto bajo la tutela espiritual del maestro sueco. Aunque pronto, la realidad y la ficción empezarán a desdibujarse en ese entorno aislado y especial. Greta Gerwig, Mia Wasikowska y John Turturro componen su elenco.

First Cow – Kelly Reichardt

Kelly Reichardt

Es una de las firmas más ilustres del panorama indie norteamericano. Una cineasta insobornable que regresa al Lejano Oeste (tras la notable Meek’s Cutoff) para narrar la historia de un cocinero y un refugiado que se unen para hacer un viaje a la China. Poco más se sabe sobre su reparto y el equipo involucrado, pero de nuevo, refiriéndonos a la responsable de Wendy and Lucy nos arrastramos a ciegas donde su privilegiada mirada indique.

The Dead Don’t Die – Jim Jarmusch

The dead don't die

Otro autor al que un servidor se subscribe a ciegas a cualquier de sus movimiento artísticos es Jim Jarmusch. El de Noche sobre la Tierra vuelve este año con una película de zombis traviesos e hilarantes combatidos por un cast a la altura: Adam Driver, Bill Murray, Tilda Swinton, Tom Waits, Selena Gomez. Si en Solo los amantes sobreviven impartió lecciones de cómo deconstruir un film de vampiros, no cabe duda que en The Dead Don’t Die intentará repetir la hazaña aunque desde postulados más cómicos.

Uncut Gems – hermanos Safdie

Uncut gems

Tras sellar una de las obras más perdurables del pasado curso (2017 en sus lares) que ha terminado por convertirse en la séptima mejor obra de 2018 según esta destilería, y en un nuevo clásico del neo-noir más descarnado, salvaje y realista, además de faro del policíaco neoyorquino contemporáneo. los hermanos Safdie deciden no alejarse demasiado de las malas calles del Nueva York actual para dar forma a su siguiente proyecto: un relato criminal ambientado en el Diamond District de Gotham protagonizado por Adam Sandler y Lakeith Stanfield. Martin Scorsese como productor y el director de fotografía de confianza de James Gray, Darius Khondji, perfilando encuadres, luz y texturas en lo que se supone uno de los trallazos negros de la temporada. Falta por ver si también vendrá cargado con balas de humor negro como insinúa la presencia de Sandler.

Prisoners of the Ghostland – Sion Sono

Sion Sono

El Sion Sono más desatado y asilvestrado poniendo su desbordante estilo visual al servicio de un Nicolas Cage más enajenado que en Mandy. Viniendo del director de Why Don’t You Play in Hell?, y la puntilla que ofrece una estrella de Hollywood que se presta a estos menesteres, podemos ir saludando al hit del próximo Festival de Sitges, donde se esperan un regadero de mandíbulas desencajadas y barra libre de endorfinas

Benedetta – Paul Verhoeven

Benedetta

Con la mayoría de los popes veteranos fuera de circulación por desacuerdos con las dinámicas modernas de la industria o por una bajada de creatividad propia, hay que congratularse con la resurrección de Paul Verhoeven tras la etapa final de declive que vivió en Hollywood y que parece haber superado ya en suelo europeo. Ahora busca alargar la línea de consenso entre público y crítica cosechada con Elle con este relato alrededor de Benedetta Carlini, una abadesa italiana del Renacimiento que empezó a experimentar una serie de visiones sobrenaturales que terminaron derivando en el primer romance lésbico documentado de la historia moderna. Un relato con mimbres para desplegar esa polémica que suele ir implícita en el estilo bravo y transgresor del director de Las delicias turcas, y  que aquí, se apoyará en la novela de Judith C. Brown, Immodest Acts: The Life of a Lesbian Nun in Renaissance Italy (Studies in the History of Sexuality. Y por si fuera poco, todo ello acompañado con la presencia en pantalla de Virginie Efira, Charlotte Rampling y Lambert Wilson.

Where is Anne Frank? – Ari Folman

Where is Anne Frank?

Ari Folman presenta una pechera cinematográfica, dentro del campo de la animación, impoluta. Una ristra de medallas en su solapa logradas con Vals con Bashir y The Congress ( dos filmes de culto cuya estela sigue creciendo pese al tiempo transcurrido, especialmente con la primera) y que promete ampliar este año con esta adaptación de las memorias y vivencias de Anna Frank. Pese a lo expuesto del material (aunque Folman ha tenido un acceso exclusivo a la Fundación Anna Frank) se esperan dosis sustanciosas de esa emotividad hiriente que ya descargó en su debut tras las cámaras. Una historia que bajo el trazo animado(realista) y la sensible mirada de su autor puede terminar deforestando una arbolada considerable a su paso.

Ad Astra – James Gray

Ad Astra

Otro habitual e inamovible cineasta de estas listas que despiertan las cosquillas del cinéfilo es James Gray, uno de los últimos apóstoles de ese clasicismo en extinción pero adaptado con sabia y pericia a las realidades del presente. Tras dar muestras holgadas de esto en la reivindicable Z. La ciudad perdida, el neoyorquino salta a la aventura especial con un filme de ciencia-ficción que rodea la desaparición de un astronauta en una misión a Neptuno. Un suceso que, 20 años después, será investigado por el hijo del desaparecido. Brad Pitt, Ruth Negga, Tommy Lee Jones y Donald Sutherland componen su alentador reparto.

Zombi Child – Bertrand Bonello

Bertrand Bonello

Con aún el hechizo a cuestas lanzado con l‘Apollonide, muchos aún aguardamos que llegue a salas españolas su radical visión del nihilismo contemporáneo de Nocturama (el clima terrorista en 2016 en suelo francés truncó la proyección de la películas). Así que, probablemente, lo próximo que nos llegue de uno de los paladines del actual cine francés sea esta aproximación a Clairvius Narcisse, una haitiana convertida en zombi por un hechizo vudú. Un viaje al Haiti de 1062 desde el París actual con el que Bonello pretende volver a dejar prolongada huella en las retinas menos impresionables.

Parasite – Bong Joon-ho

Parasite

Su versatilidad en el terreno cinematográfico lo convierten en uno de los activos punteros del nuevo cine asiático, en uno de sus más ilustres abanderados y resistentes. Si en su última obra, y en la antepenúltima, parecía que iba a asimilar ciertos mecanismos de la industria, sus propuestas (ambas) terminaron desmarcándose con un estilo personal e intransferible, dos artefactos con estela de culto. Una trayectoria que pretender seguir en altos estandartes con su siguiente proyecto, este Parasite con el que retorna a Corea para explicar el extraño vínculo entre dos familias bien distintas pero con singularidades especiales entre sus miembros. ¿Un thriller doméstico con elementos fantásticos? Es pronto para saberlo…. pero ya está comprado.

Once Upon a Time in Hollywood – Quentin Tarantino

Fecha de estreno: Agosto

Once Upon a time in Hollywood

Pese a la perdida de chispa de sus últimos dos esfuerzos (la tediosa Los odiosos ochos y la histriónica Django Desencadenado), cualquier esfuerzo promovido por el director de Pulp Fiction causa revuelo en los paquetes cinematográficos mundiales. No será una excepción su acercamiento a Charles Manson, el Hollywood cambiante de los 60 y el ocaso hippie a través de la mirada de un actor venido a menos (Leonardo DiCaprio) su doble de acción (Brad Pitt) y su famosa vecina, una Sharon Tate que interpreta Margot Robbie. Apuntalan su éxito en taquilla: Al Pacino, Tim Roth, Kurt Russell, Michael Madsen, Zoe Bell, Damian Lewis, Luke Perry, Emile Hirsch, Dakota Fanning, Burt Reynolds,  y James Marsden. Si hay una película, con el permiso de la de Scorsese, que cumple con requisitos  para coronarse como el acontecimiento cinematográfico del curso, esa es la novena de Tarantino que, para mayor acierto promocional, llega a los cincuenta años de la matanza perpetrada por la familia Manson.

+ 3 películas arrastradas del la lista del año anterior

Beach Bum – Harmony Korine

Trailer

Beach Bum

Otra de las películas más melosas para el cinéfilo que le va lo excéntrico y lo anticonvencional será la preparada por el enfant terrible Harmony Korine. El de Gummo servirá su habitual dosis de incorrección con el eje puesto en la existencia de un colgado revolucionario llamado Moondog, a quien interpreta un Matthew McConaughey que necesita recuperar el brío perdido tras sus últimas tentativas. Seis años después de Spring Breakers, Korine debería estar listo para seguir sacando apuntes impagables de bizarrismo y desconcierto alrededor de la white trash y sus ambientes.

The Irishman – Martin Scorsese

The Irishman

Si hay alguien libre de culpa en la cinematografía contemporánea a lo largo de varias décadas ese es el gran Martin Scorsese. Con un currículum admirable y envidiado, casi intachable, el de Malas Calles se vuelca de nuevo en su género predilecto, el cine mafioso, para atraer a los actores fetiches de su edad dorada. En esta ocasión para narrar la historia real del sindicalista y mafioso Frank Sheeran, a quien se acusó de estar implicado en la muerte de Jimmy Hoffa. La presencia de Robert De Niro, Al Pacino, Joe Pesci, Harvey Keitel y Anna Paquin solo hace que elevar la expectación desaforada por una película que Netflix se ha propuesto utilizar como llave maestra para entrar en los círculos de premios y festivales de prestigio que se le resisten, en definitiva, para  lograr el reconocimiento definitivo como factoría cinematográfica. El único riesgo de The Irishman, aparte de tener que recuperar el mejor tono de algunas  estrellas oxidadas que solo el italoamericano es capaz de aglutinar en un mismo proyecto, es no poder hacer frente a la expectativa desmedida que rodea el proyecto desde que saltó a la luz la existencia del mismo.

Radegund – Terrence Malick

Radegung Terrence Malick

De ser el reflejo salingeriano más fiel en la esfera cinematográfica a convertirse en un prolífico director a la vera de la actividad enfermiza de Ridley Scott. Aunque en ese inesperado vuelco, Malick perdiera parte de la magia de su cine, y su dispositivo entrará en cierto estancamiento, especialmente con su última obra, la aún no estrenada en estos lares Song to Song. Sin embargo, su último proyecto, rodado en 2016, podría suponer una vuelta a la senda de los trabajos más lumínicos e imborrables del tejano. La primera señal optimista es que el de Malas Tierras ha vuelto a un esquema apoyado en un guión en lugar de una improvisación que lo lleva a la deriva en varios fragmentos de sus últimas producciones. La otra es que su película se basa en la historia real del austríaco Franz Jägerstätter, un campesino que se declaró objetor de conciencia ante el régimen nazi y que le llevó a ser sentenciado a muerte con 36 años. Un relato narrado a través de las cartas de amor con su amada. Y otra señal que lleva a pensar en un enderezamiento de su mirada es que recurre a actores de poco gancho taquillero, August Diehl, Valerie Pachner, Michael Nyqvist, Matthias Schoenaerts, Jürgen Prochnow, y Bruno Ganz, tras no sacar demasiado jugo con actores de primer nivel en los últimos intentos.

 


Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.