Domingo de serieSeries

Domingo de serie: Un idiota de viaje

posted by Omar Little 2 diciembre, 2012 0 comments
Puteados por el mundo

Un idiota de viaje
La hibridación de géneros, formatos y conceptos es una práctica habitual no penada por ley. Hecho del que se aprovecha el trío Ricky Gervais, Stephen Merchant y Karl Pilkington para modular su particular viaje por el mundo. En un punto entre el programa de viajes y la sitcom se construye Un idiota de viaje,  retransmitida por Sk1 en 2010 y que ahora edita la firma Cameo en DVD.

La fórmula que sigue el programa es bien sencilla: someter a toda clase de putadas al guía de este viaje por las siete maravillas del mundo, que no es otro que Karl Pilkington, el clásico acomodado inglés, cínico, pesimista, que lo más lejos que ha viajado en su triste vida fue la despedida de soltero con los colegas en Mallorca, y que se ve superado (y realmente jodido) por culpa de los peliagudos trámites a los que la pareja Gervais-.Merchant deciden someterlo para el beneficio del programa y del espectador.

Hasta ahí todo correcto. Sin embargo la serie/programa se estanca en determinados puntos. Por un lado las intervenciones de Gervais y Merchant se sitúan siempre en un segundo plano, como productores gamberros del embrollo, disfrutando como niños traviesos cada vez que ven al otro pasarlas canutas. Y conociendo el talento que atesoran los dos crápulas ingleses, y habiendo visto una interpretación mucho más aguda, y con perfil similar, en Life’s too short, resulta, como mínimo, decepcionante su presencia en ésta.

Luego entra en juego el lugar de destino, y las pruebas mal pensadas que le van cayendo a Pilkington en función del viaje. Es curioso pero hay capítulos desternillantes, que ponen al sujeto en situaciones límites, como si a cualquier sujeto normal que pasa demasiadas horas sentado en el sofá le obligarán a acompañar a Bear Grylls por sus tortuosas expediciones infernales. Por otra parte, hay capítulos, que resultan remadamente aburridos, en que las dificultades por las que pasa el protagonista son ínfimas y blandas, y acabas entregándote a un simple, y algo desinteresado, programa de viajes, capitaneado para la ocasión por un personaje singular, excéntrico y divertido, pero poco más.

Es también la frontera difusa que separa Un idota de viaje de la ficción y el programa de viajes, que te hace plantear si todo lo que observas viene precocinado, observando sobre todo lo acertadas y cómicas que resultan las reacciones de Kilpringam, lo que te empuja a cierto desencanto, y te distrae del elemento cómico en sí, el cual, debería ser siempre el motor de la serie.

Este producto de la factoría Gervais consta también de una segunda temporada, y ahora mismo Sk1 emite la tercera. Sin duda volvería a subirme a un tour con esta alocada e impresentable tripulación para ver la mirada cínica e insatisfecha que vierten sobre los lugares más preciosos de nuestro planeta, pero quizás le pediría mayor foco en la vertiente cómica, y sobre todo, prescindir de ese capítulo final, en el que se reúnen los tres mosqueteros delante de un televisor y comentan las jugadas de lo vivido de una forma que haría sonrojar incluso a Pichi Alonso.

6

Cameo tiene editada en DVD la temporada 1 y 2 de Un idiota de viaje


Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.