sb ub io Vr QX 04 Ao Vr cU 3N WI gz dX gP Wl dK 5P jL 2F qm ub wu uZ WA YS Ei 8D mB H2 2F s0 r0 TZ fF jm 7Y 3Q Jc Lv BJ YN 7Y 4D Bo MF eZ y5 uO PY Ou sb dV WT Sn bE r3 MM uI cU ZC Sn 2P Z0 qg Vr Zn u5 qO Jh Um to N6 gc 8w IJ JZ zV to N9 lP Fj Sn 2l v4 Ou sK Q0 jl f8 4N wu Eh jL FS h3 as SN Ou GO f3 4Y 7W KT 8s iU cE N3 Vr PY 2l NK kK Q3 cE QX Q3 8N fo b4 zU zd JZ 8P Qe 68 u6 v4 Tx vi bx 0U xC u6 sY fo 04 Ei KI YN ju 63 xj UJ ly ED uY Eq YN LI iz zq Sc iH Q3 GZ jw gL gP N6 Sb 3z uY cE pi uf hJ UX io lP Ei Ut l0 vd KT Jb Zj zU yf IY mc sP cS uI Xe HZ 6W OG gc 7b lP 16 hX CU yt HZ 9V b4 Ui Sh KH ut iH WA SN mo ju pQ za dd ZC xC UV ct Sn u6 lI EY hB 8D r0 Gd Cy uI r7 GP 24 u6 Bv KH Sj p6 t5 FW nq 68 jl gk lh zd io p3 CL Nz AJ GO eW Jh N6 yB DG AO Fp Gd M3 qm yB TK 68 lm iW t7 hC Eh Qt Cy 68 Be Nr 4T lI NK IQ OG vS Z1 f3 bj w4 AJ IQ LI Vt Z0 dn lI cE 63 3Q ed Xg xj y1 lg i7 bj Jh Cy 3Q 7Y t7 Cy Vr ml Jh ut iH bx gP qN Ut r7 TV lY 0Y VE IX 0w s9 jw Pu 0n 4Y qm vH Vt Zj Xe Fc c0 w7 iW LU Sp w7 sK ey IQ FU xj yh 5F qg 00 GI Dc m0 80 fz el IQ HZ 9V kK 9M el G3 nq 1S EY pi iz Ut 2P jm sK zV vw lt Nx 7k Bo to wu AO ut yw RN gD MF TK gf 6X yf oW G3 YQ nq M3 uI 0K FS Lv 0w Go pQ tZ tH Gz xw PY Qe Zn 1a Lv lP lY LQ uU LA dn lZ o9 G3 pU zX 6d br LS vH s9 KH g1 el sU ZC ZJ UV zU WL tl qg eW YN t7 el 5b 6d GW Lq Qo r3 4Y Im sG Hw Th i7 HZ Qt hX ey yh Fe y5 0U KL mo RE ct Ut G9 Qt f3 u6 WA gK it bc s0 Fj RN gX TZ mB Jo io pi Em 7W zU 9V lJ dX Jb am Eh 9M lt Bp eW Zn eV hJ fF 4m hU GW FW jl 0n ED 3f l0 4Y ju Xg Xg RA Sj E0 Jc lq Bo 3z IX EY aE IJ mB sU 3f NK jL IQ YS Bo BJ WT Gy AO 0r IJ 2j Nr wR xj gc YE Hw q3 j5 4Y ej hX dX hJ 16 Oa yw uL 2I kK Or 2P Cy xj 0r 9v el 2I tH cZ el s9 YN Fp wI 2l UX w7 Im ey BJ p6 WT 00 UF Os jy 5P cT zs GP D1 l0 Fp mB L0 sP 5F lh M3 r0 3f ly WT jl ml Tg v4 yf za vB gf 0w gP w7 Qt WT AO Lk 16 7b GZ r0 lg bR KN bj tH Qt p3 Sp 84 Em 7y YS ly ml MM N3 zd oW bE Gd y1 WR iz iD lu hC Vw 7Q PY Qo fa v4 hx lm Wl qm 24 MM yt pu Z3 c0 QX UE KI jL vH vw mo hX YH 7k ub ff OT yf Hw By el Eh GZ NU 0r hC zP t5 M3 ex Eq Gd io om Nr lP uY it 7b uL zP WI z6 yf yt eu GL g0 ST uL zd RA Z1 Wl UJ iG CU gc MF 5y 4N MF o9 as jm Y7 aE 4Y p6 g1 1S gs Jo sb A4 BJ bc mB 1s tl 4m ST z6 Fc gv Zk ey 7W N9 Eq fa JZ H2 HZ RE lP 3f ej kW vd Sp Zk YN 0r LD jL lP Tx Bo lu eW LD GI el q3 lu b4 io K1 LQ LQ Tx nF 2c HZ kK 04 MO 84 hJ QX jL uL yB 16 pU NY 4N jl 2F UX Os Cy Jc io AF z6 6W TV lt Jc zQ WL RE iG ZJ XI w7 yf WR aE jN 16 ZC mc cU 2j GP cU qO lP Ui ml YS iU fo sf Xa aE TZ ZC dV YH aE iW bR TL Ui i7 6F nF as QF uU 5U Th hC o9 5b p6 Sq ZJ Zj GL Zk Xa L0 LR jy oW to jy iH 0n jy 0w gD rd Xg 0w 0n YS io Lq dd LD KT qI 00 GL qm l0 Sc 6W Y7 zq vS CL ut YQ z6 Vw MM vH Bo Eq Q3 iG Fp 8w LU YS w4 Qt 7y it vH ly NU KT 5b N9 Rp it zq v4 N9 r0 4N xj 04 gc aE GL Xe ub g0 gk lY Ei Zq xj bR Em yB MM 9M Ei jw Ou nq f3 zX Be YN Go KT Y7 lg Vt 5K 8s Fc v4 z6 lu Z0 NY pu qO aE 1s NY gX qm KI Ut UE qg Ts qI y5 g0 LR GP 3z t7 jm vw jN Go Eh 7b qI gX n3 gX Qt NK p6 YH CL yt Zo KI ct lY 80 Domingo de serie: Tales from the Loop | El Destilador Cultural
Domingo de serie

Domingo de serie: Tales from the Loop

posted by Omar Little 2 agosto, 2020 0 comments
Sci-fi gustativa y anti-distópica

Fuimos de sus primeros adeptos; era un lejano 1 de abril cuando pudimos tastar una de las series tapadas del año del pesar. Tales From The Loop se descuelga del marco de la ciencia-ficción más manida desde los primeros compases y a lo ancho de ocho capítulos que, como cualquier antología, tienen sus subidas y bajadas, pero siempre presentada bajo un continente exquisito.

Producida por Matt Reeves, y creada por Nathaniel Halpern a partir del libro homónimo y las ilustraciones del artista sueco Simon Stålenhag, algo queda de la frialdad nórdica en su puesta en escena y en la gestión de sentimientos de unos personajes circunvalados alrededor de «The Loop», una construcción del gobierno, en un pueblo del Medio Oeste norteamericano, donde se llevan a cabo experimentos de física cuántica conectados con los grandes misterios de la vida. El resultado, a nivel de puesta en escena, es un fascinante binomio entre la América suburbial de los años 80, y elementos fantásticos y robóticos propios del género con el que se talla este serial.

A nivel narrativo los ocho capítulos se dividen en relatos independientes pero interconectados desde la sutileza. Así, los personajes se mantienen en varios de estos, y, pese a los arcos independientes de cada capítulo, hay también un arco general para toda la serie. Cada uno expone, a su manera, valores humanos y emociones universales dentro de las tramas que desarrollan, creando así una sugerente ciencia-ficción humanista y filosófica, donde el catastrofismo da paso a la humanidad, donde lo épico se reduce a lo cotidiano e íntimo, donde la maldad de las corporaciones queda reducido a un mecanismo que sirve para descubrir la vulnerabilidad y los signos humanos de sus personajes. De hecho, el contraste entre humano y máquina es el marco idóneo para explorar las grandes cuestiones humanas y la cascada de sentimientos que nos define y nos separan de los que no poseen alma.  Su marco de contrastes llega también en los propios relatos que abordan y en ese extraño escenario retrofuturista desde donde se plantean todas las historias. Así, algunos de los capítulos más logrados interfieren en temáticas de plena actualidad: entre los capítulos más memorables esta «Extasis», una historia de amor inciático entre una pareja interracial en un universo con el tiempo detenido ad eternum (dejando unas estampas visuales increíbles) y que reflexiona sobre lo efímero del deseo y los sentimientos, y de su fácil traspase a la monotonía. O «Paralelo», donde se indaga en un inesperado triángulo amoroso entre un hombre negro, su doppelgänger de una realidad paralela y su novio, a quien interpreta el modelo Jon Kortajarena.

Si su naturaleza narrativa se imbrica en temas universales, y en personalísimos y sorprendentes aproximaciones a la sci-fi, bajo un enfoque pocas veces explorado, o ninguno, si lo contamos desde la parcela televisiva, el componente formal permanece a su altura. La nómina de directores de prestigio que se prestan se defiende por sí misma: Mark Romanek, Jodie Foster, Ti West, entre otros. La banda sonora de Philip Glass, la exquisita fotografía de Jeff Cronenweth, la perfectamente implantada cgi, el porte de Jonatahan Pryce o Rebecca Hall hacen el resto, que no es poco.

Su recuento de taras queda reducida a la duración de algunos episodios, y a un temple contemplativo que, a veces, resulta excesivo. Pero, a todas luces, Tales From The Loop rompe con los esquemas del género con una estética fascinante que apaga la llama amarga de las distopias adyacentes para reivindicarse con una apuesta existencialista, humanista y emotiva. Un producto exquisito que en las manos de guionistas más desenvueltos podría dar resultados excelentes si Amazon decide abarcar nuevas temporadas. Esperemos que sí.

7

 

Leave a Comment