ReviewSeries

El ministerio del tiempo: 3×01 “Con el tiempo en los talones”

posted by Paloma Méndez Pérez 4 junio, 2017 0 comments

El ministerio del tiempo 3x01

La serie española que más éxito de público y crítica ha obtenido en los últimos años volvió ayer para continuar exhibiendo nivel.

El primer capítulo de la tercera temporada comenzaba con lo que muchos ya esperaban al conocerse que Rodolfo Sancho no continuaba esta temporada. Ya sabíamos que algo pasaría con Julián, pero parece que las prisas llevaron a matarlo en el primer minuto y darle papeleta tras la estimable tarea de salvar la vida de Miguel Hernández en la batalla de Teruel. Definitivamente El Ministerio del Tiempo ha hecho más por la literatura en España que el Ministerio de Educación.

A Rey muerto Rey puesto, a Julián se le encuentra un sustituto natural en Jesús Méndez, Pacino interpretado de nuevo por Hugo Silva. Y con esto se da comienzo al, en mi opinión, mejor capítulo en lo que a la dirección artística se refiere que jamás se haya rodado en este país. Situados en San Sebastián en 1958, el Ministerio de 1982, para el que trabaja Pacino ha enviado a la compañera de este a una misión al festival de cine. Parece una misión rutinaria y Pacino la acompaña más que nada para darse una vuelta por 1958 y ver famosos. Un extraño mensaje aparece en el hotel donde ambos se hospedan y cuando Pacino persigue a un sospechoso su compañera y novia aparece muerta. Comienza entonces una misión más importante que es evitar el secuestro de Alfred Hitchcock por parte de unos agentes rusos que además quieren intervenir en la política española de la época. Tampoco les vamos a culpar por ello.

Alusiones continuas a películas del genial director inglés como Vértigo, en la relación de Pacino con la agente muerta, Los Pájaros en la llegada de Amelia (Aura Garrido) y Alonso (Nacho Fresneda) a San Sebastián o la trama completa de La Ventana Indiscreta, esta vez en Madrid en con Salvador Martí (Jaime Blanch) e Irene Larra (Cayetana Guillén Cuervo). Referencias, cuidado estilismo, planos al milímetro y una elección de José Ángel Egido como Hitchcock que no es un personaje fácil. Está en la mente de todos los espectadores y es tan o más famoso que sus películas, si su aparición en pantalla ayer no hubiese convencido, eso habría significado pasar de un capítulo excelente a una excelente pantomima.

En lo que respecta a la trama del capítulo tenemos dos localizaciones diferentes; Madrid con Salvador haciendo de James Stewart y San Sebastián con el equipo protegiendo a Hitchcock de un secuestro. Engaños, espías rusos, hombres confusos persiguiendo a mujeres enigmáticas e intentos de apuñalamiento tras una cortina.

Parece que Pacino vuelve al equipo y quedará por ver cómo avanza su relación con Amelia y con la agente doble a la que ha dejado escapar en el primer capítulo. Y lo que es más importante, cómo se adapta ese personaje a lo que parece un guion con menos humor que los anteriores. Veremos cómo siguen los próximos capítulos, a lo mejor solo fue que ayer el humor mimetizó con el suspense.


Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.