Review

The Good Fight: Review 2×01 “Day 408”

posted by Paloma Méndez Pérez 7 marzo, 2018 0 comments

The Good Fight 2x01

Vuelve el drama de los despachos de Chicago en su máximo esplendor en este estreno de la segunda temporada de The good fight. El matrimonio King ha encontrado la fórmula del éxito y no la van a dejar tan fácil. Esta segunda temporada se presenta con magníficas credenciales.

Primero la presencia de mujeres en pantalla. No es que la serie haga un continuo alegato del feminismo o de la presencia de minorías. Es que reparte otra vez el peso argumental entre personajes femeninos y de diversas razas. Carl Reddick fallece dejando a su bufete huérfano de un apellido. No importa, porque su heredera además de la exmujer de Boseman (Delroy Lindo), es fiscal. Esta rivalidad nos cubre la parte amorosa del capítulo y no se nos escapa que la heredera será muy importante en el futuro. Desde el principio de la cadena, Marisa tratado de ser investigadora, hasta Diane en lo más alto con reconocimiento y nuevas ofertas, en el resto de niveles siempre se destila igualdad.

También tenemos, cómo no, luchas de poder. En un ambiente en el que los abogados caen como moscas la rotación es necesaria. Así Diane (Christine Baranski) recibe una oferta de empleo del mismo bufete que la rechazaba la temporada anterior y se entera de que Barbara Kolstad (Erika Tazel) le está haciendo la cama. Tiempos convulsos se avecinan entre los socios de los despachos de Chicago. Vayan preparando el Black’s law dictionary para seguir lo que nos espera, porque con los conocimientos básicos no va a dar para participaciones, cuotas, competencias, litigios y demás conceptos por escuchar.

El caso contra Maia Rindell (Rose Leslie) continúa y con su padre fugado, el juicio contra Maia parece acercarse inevitablemente. Esta trama, junto con la inseguridad de Chicago, parece serán los dos ejes principales por los que avanzará la serie en esta segunda temporada. Tampoco da la sensación de que vaya a faltar la crítica política tan presente en The good wife en el pasado. Además de las típicas escuchas y los conocidos intentos de engaño por parte de las fuerzas de la autoridad, ahora cualquier crítica incluye un Presidente Trump como punto final. No se esconden los King.

No podía faltar el punto de comedia, de absurdo que tan simpática hacía esta serie, que en condiciones normales podría ser difícil de llevar entre juicios, criminales, mafiosos y trama política. Además, en el primer capítulo hay hasta alucinógenos.

Blog Widget by LinkWithin


Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.